Formación Permanente

   LA FORMACIÓN CONTINUADA

 Los números 79, 80 y 81 de las Constituciones interpelan a todos eudistas en cuanto a la necesidad y a las orientaciones de la formación continuada.

De manera más práctica, esta ratio pide que en cada Provincia, haya un encargado de la formación continuada. Tendrá el cuidado de transmitir a sus hermanos las propuestas hechas por las instancias de la Iglesia local o en el marco de la interprovincialidad, pero también los lugares de formación laical para lo que corresponde a conocimientos técnicos, por ejemplo.

Ministerio

El ministerio del Eudista está marcado por una fuerte experiencia de Jesucristo formado permanentemente en su existencia y en su vida cotidiana. El Ministerio debe ser la continuación y la actualización auténtica del desarrollo del amor de Dios en la persona del presbítero eudista, por ello, el eudista es un “obrero del Evangelio” que:

Trabaja por la renovación de la fe (Const. 2);

Se preocupa de que la Iglesia tenga siempre buenos pastores y por ello suscita, forma y sirve a los diversos ministros del Evangelio (Const. 2);

Se encamina hacia la santidad a la que está llamado por la gracia de su bautismo y de su ordenación (Const. 6);

Se caracteriza por una espiritualidad bautismal y presbiteral (Const. 6, 15, 36, 176);

Se reúne en comunidad fraterna a la manera de los apóstoles y pone su alegría en “hacer vivir y reinar” a Jesús en el corazón del mundo (Const. 12);

Dócil al Espíritu Santo, participa en la misión de la Iglesia (Const. 13);

Como SJE, arrebatado por el amor de Jesús, lleva en su corazón las angustias y necesidades de sus hermanos y hermanas (Const. 14);

Incorporación

 La Incorporación.  

La siguiente información está extractada de nuestras Constituciones y Reglas Práctica:

Los Eudistas se vinculan a la Congregación normalmente dentro de una provincia, mediante una promesa de fidelidad perpetua, llamad  “incorporación”.

Este acto crea, entre la sociedad y el incorporado, derechos y deberes recíprocos, definidos por las Constituciones.

Al término del período de probación, la incorporación señala la entrada definitiva en la Congregación para el servicio de la Iglesia.

La incorporación es la respuesta que da el que desea formar parte de la Congregación de Jesús y María, al llamamiento que le dirige el Padre, por medio del Hijo, en el Espíritu Santo.

Por este acto ratifica la elección que ha hecho de esta sociedad para realizar en la Iglesia su vocación a la santidad, mediante la adoración y la alabanza, y dentro de una vida apostólica vivida en comunidad.

Por la incorporación se establece, entre el incorporado, los demás Eudistas, y la Congregación, un compromiso reciproco de fidelidad:

  • el que se incorpora se compromete a vivir y morir en la Congregación para servir en ella a Cristo y a su Iglesia40, a observar las Constituciones y a realizar las tareas que le serán confiadas;
  • los que ya están incorporados lo acogen como a hermano y comparten con él los riesgos de su compromiso, sus esperanzas, sus alegrías, sus penas y sus esfuerzos;
  • la Congregación se compromete a proporcionar al incorporado los medios de santificación previstos en las Constituciones, a dedicarlo al servicio de la Iglesia y a proveer a sus necesidades temporales.
  • La incorporación es, por su naturaleza, un compromiso perpetuo, pero el superior general puede dispensar de él, con el consentimiento del consejo general. En virtud de la incorporación los clérigos quedan incardinados a la Congregación de Jesús y María.

Probación

El tiempo especial de la Probación.   

 

El tiempo especial de Probación está presentado brevemente en el número 69 de las Constituciones. Conviene explicitar su contenido:

Juntos para la Misión”, aparece en el encabezamiento de las Constituciones de 1983, este principio debe asegurar la dinámica del tiempo especial de Probación. Este tiempo debe permitir un real discernimiento de la aptitud para vivir la Misión en el espíritu comunitario eudista.


Objetivo

Intensificar en los candidatos en probación, durante aproximadamente un año, la formación espiritual eudista para que adquieran una sólida identidad sobre la naturaleza y la misión de la Congregación.

Sitios Relacionados

  • San Juan Eudes
    Juan Eudes
  • Seminario Valmaria
    Valmaría
  • Pastoral Vocacional
    Pastoral Vocacional
  • Parroquia San Juan Eudes Bucaramanga
    Parroquia Bucaramanga
  • Eudistas Ecuador
    Eudistas Ecuador
  • Eudistas Brasil
    Eudistas Brasil
  • Blog Parroquia San Juan Eudes
    Paroquia Sao Joao Eudes
  • Eudistas Filipinas
    Eudistas Filipinas
  • Aciprensa
    Aciprensa
  • El Vaticano
    Vatican
  • Celam
    Celam
  • Lectionautas
    Lectionautas